1 de feb. de 2012

ORIGEN DEL NOMBRE DE DIOS

THEOS O ZEUS

La cultura griega es la contraparte de la cultura hebrea, de la cual surge la mayoría de los títulos y nombres de blasfemia para nuestro Creador (Ap. 13:1 y 6, 17:3), en la actualidad nuestro lenguaje está compuesto en gran parte de palabras provenientes del griego.

Una de esos nombres que pronunciamos sin darnos cuenta de su significado origen, es la palabra “dios” la cual no es un título, ni es un pronombre, es realmente un nombre, que proviene de la palabra griega, “THEOS” , pero no es el nombre de Nuestro Señor.

Cuando se escribió la Vulgata Latina, que fue una traducción de la Septuaginta [del hebreo y arameo al griego], donde aparecía el nombre sagrado del Eterno, YHWH, se sustituyó por la palabra “dios”.-

De modo que la palabra “dios” proviene del latín "Deus" que a su vez viene del griego "Zeus", quien en su mitología era el dios de los dioses. La palabra "Zeus" cambió a Deus y después a Dios. Deus tiene la misma raíz Indoeuropea que "día", y significa brillante, o Sol.

La evidencia lingüística muestra que los Indo-europeos rindieron culto a un Padre del Cielo o Padre Luminoso [el sol], cuyo nombre sobrevive en el de Júpiter latino y Zeus el dios griego. Los romanos adoptaron a los dioses griegos, dándoles sus propios nombres. Zeus, siendo el dios padre, se convirtió en Zues Pater, que por uso vulgar se convirtió en Jues Piter o Júpiter..

Algunos eruditos en el tema del nombre del Eterno, concuerdan en que la palabra “dios” no vino a través de la palabra en latín "Deus" si no que vino directamente de la palabra griega “theos” que es el nombre de Zeus.

La palabra "dios" no fue usada por los judíos, pues, sus escrituras no llevan esa palabra. o nombre, pero si aparece la palabra Elohim, que es un plural cuya transliteración significa “dioses” para referirse al Eterno y “baales” para referirse a ídolos y demonios. La palabra Elohim sustituyó El Nombre Sagrado del Eterno: YHWH.-

De manera que la palabra “dios” la hemos leído miles de veces en nuestras biblias y las hemos escuchado tradicionalmente otro tanto de veces desde que éramos aun niños, que la tenemos bien plantada en nuestros subconscientes y la usamos, aunque no quisiéramos, en nuestro diario vivir, pero la verdad es que Zeus, era el nombre del padre de los demonios del Olimpo griego, adoptado por el imperio romano como Júpiter, al que la iglesia católica ha nombrado Pedro.

El Señor en los textos del profeta Oseas, 2:16 y 17; refiriéndose al titulo de ELOHIM que los hebreos le habían puesto dice: "En aquel tiempo dice YHWH, me llamarás Ishí, [Esposo Mío, Varón Mío] y nunca más me llamarás Baalí (Baal Mío, Señor Mío, Tirano Mío). Porque quitaré de tu boca los nombres de los baales [ELOHIM, ídolos y dioses), y nunca más se mencionarán sus nombres".-

Así que la palabra griega “Theos” cuya pronunciación es Zeus, la encontramos subliminalmente oculta en nuestras biblias, como <Dios>, en referencia al Eterno. De esa palabra se derivan las siguientes: Teo-logia, Teo-cracia, A-teo, Poli-teísta, Teo-fanía, etc., pero Nuestro Padre Eterno tiene un Nombre que le fue revelado a Moisés. ¿Cual es ese Nombre? YHWH.-

1SHALOM BERAJOT!
Tomado del Libro:
LA TRINIDAD: ¿Mitología o Realidad?
Autor: Juan F. Roa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada