14 sept. 2011

LOS HERMANOS DE JESUS


 El evangelio de Mateo, Cap. 1 verso 24, dice claramente que José no tuvo relaciones “íntimas” con María, su legítima esposa, <hasta> que dio a luz a su hijo primogénito; y le puso por nombre JESÚS. Es muy importante observar el uso del adverbio “hasta” porque nos indica que esas “relaciones íntimas” tuvieron efecto después de que María dio a luz a su hijo primogénito.

La palabra “primogénito” se usa siempre para referirse al primer hijo de una serie de dos o más. En cambio la palabra “unigénito” se refiere a un único hijo. Por lo tanto, el uso que Mateo le da a esa palabra revela que María y José tuvieron más hijos, después de Jesús.

Mateo 12:46 confirma que Jesús, en su naturaleza humana, tuvo más hermanos biológicos por parte de María, su madre, veamos: Mientras él aún hablaba a la gente, he aquí su madre y “SUS HERMANOS” estaban afuera, y le querían hablar. Y le dijo uno: He aquí tu madre y tus HERMANOS están afuera, y te quieren hablar.

Marcos 3:31, aporta más pruebas: Y la gente que estaba sentada alrededor de él le dijo: Tu madre y “TUS HERMANOS” están afuera, y te buscan.

Lucas 8:19, también dice: Entonces su madre y SUS HERMANOS vinieron a él; pero no podían llegar hasta él por causa de la multitud. Y se le avisó, diciendo: Tu madre y TUS HERMANOS están fuera y quieren verte.

Mateo 13:54-56, narra un pasaje bíblico muy especial, porque nos dice que Jesús tuvo más HERMANOS y nos revela el nombre de cada uno de ellos. Además, también nos revela que tuvo por lo menos DOS HERMANAS más, por el plural de la frase “todas sus hermanas”:

“Y venido a su tierra, les enseñaba en la sinagoga de ellos, de tal manera que se maravillaban, y decían: ¿De dónde tiene éste esta sabiduría y estos milagros? ¿No es éste el hijo del carpintero? ¿No se llama su madre María, y sus hermanos, Jacobo, José, Simón y Judas? ¿No están todas sus “HERMANAS” con nosotros?

Pablo confirma el nombre de al menos <un hermano biológico> del Señor: Después, pasados tres años, subí a Jerusalén para ver a Pedro, y permanecí con él quince días; pero no vi a ningún otro de los apóstoles, sino a Jacobo el hermano del Señor. Gálatas 1:18-19.

Los que defienden la “virginidad de María” dicen que en aquellos tiempos a los “primos” o “sobrinos”, les llamaban “hermanos” y como prueba ponen a Lot, sobrino de Abraham, al cual el patriarca le llama “hermano”: Entonces Abram dijo a Lot: No haya ahora altercado entre nosotros dos, entre mis pastores y los tuyos, porque somos hermanos, Génesis 13:8.

Otro argumento que usan es el hecho de que los que creían en Jesús, se llamaban entre sí hermanos. Pero la Biblia dice que <NI AUN SUS HERMANOS CREIAN en él”. Juan 7:5.

Hechos 1:12-14, hace la distinción entre los que se llamaban hermanos entre sí, por la FE en Cristo Jesús, y <los hermanos biológicos> del Señor: “Y entrados, subieron al aposento alto, donde moraban Pedro y Jacobo, Juan, Andrés, Felipe, Tomás, Bartolomé, Mateo, Jacobo hijo de Alfeo, Simón el Zelote y Judas hermano de Jacobo. Todos éstos perseveraban unánimes en oración y ruego, con las mujeres, y con María la madre de Jesús, y con SUS HERMANOS.

Así que la adoración a la diosa virgen y al mismo tiempo madre, es completamente falsa, idolátrica y pagana, nacida de los misterios más ocultos de la RELIGION MADRE: Babilonia.

¡La Paz de Cristo!
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario